Translation: Depresión: Causas, Síntomas y Tratamiento, Page 1

Traducción al español de “Depression: Understanding Causes, Symptoms and Treatment”.

Introduction

La depresión es, quizás, el problema más común de todos los problemas de salud mental, y en cierto grado, hoy afecta a uno de cada cuatro adultos. La depresión es un problema del estado de ánimo de las personas, en que se describe como un sentimiento de tristeza, desasosiego, malestar o depresión. Mientras el estado depresivo está presente, las evidencias también están presentes, reflejando los aspectos neuroquímicos o de la “química del cerebro” que caracterizan a la depresión. La persona deprimida experimenta una concentración o atención deficientes, pérdida de energía, pensamientos acelerados o preocupación, trastornos del sueño o del apetito, y otras manifestaciones físicas. Cuando estamos en presencia de este diagnóstico, el individuo exhibirá al menos cinco de los siguientes síntomas, durante los periodos de depresión:

  • Estado de ánimo deprimido, la mayor parte del día o casi todos los días
  • Un interés marcadamente reducido en todas o casi todas las actividades
  • Una importante ganancia o pérdida de peso, o trastornos del apetito
  • Insomnio o sueño excesivo
  • Agitación o retraso psicomotor (nerviosismo o inquietud)
  • Un bajo nivel de energía o cansancio crónico
  • Sentimientos de inadecuación, pérdida de la autoestima, y/o auto desprecio
  • Atención o concentración disminuidas, o incapacidad de pensar claramente
  • Pensamientos recurrentes de muerte o suicidio, expresión de un deseo de estar muerto

Causas de la Depresión

La depresión puede ocurrir bajo muchas circunstancias diferentes, pero se presenta más comúnmente en estas dos situaciones:

Pérdidas Repentinas Graves
En estas situaciones, el individuo ha experimentado una pérdida repentina, y quizás, sorprendentemente grave. Esta pérdida puede ser la muerte de un ser querido, la pérdida del empleo, la pérdida de una amistad u otro proceso doloroso o de duelo. En este tipo de depresión, el paciente puede identificar claramente qué es lo que le está creando ese estado de ánimo depresivo.
Un Alto Nivel de Estrés Prolongado
En estas situaciones, el paciente está deprimido, pero no puede indicar claramente la causa, suelen decir: “Estoy deprimido, pero no sé por qué”. Imagine reproducir una cita de video sobre su vida, reviviendo los últimos 18 meses. Observe el estrés que ha estado soportando, la cantidad de responsabilidad, la cantidad de presiones y la cantidad de dificultades. En la clínica práctica real, esta causa de depresión se ve con mayor frecuencia que la causa por una pérdida grave. Este tipo de depresión crece dentro de la persona. Cuando se experimenta este tipo de depresión, el paciente hace comentarios como: “¡No sé qué es lo que está mal!” “No sé cómo me siento”. “Mis sentimientos están como adormecidos”.

Try Online Counseling: Get Personally Matched

La Química del Cerebro y la Depresión

El cerebro humano funciona de un modo similar a un automóvil, con líquidos llamados neurotransmisores. De la misma manera en que su automóvil tiene líquido de frenos, anticongelante, líquido de transmisión y aceite – su cerebro funciona gracias a los neurotransmisores. Algunos nos aportan energía, como aquellos relativos a la adrenalina, algunos controlan los movimientos del cuerpo (la “dopamina” es un ejemplo), y otros controlan el estado de ánimo.

El neurotransmisor cerebral que se asocia con frecuencia con la depresión se llama serotonina. La serotonina es el “aceite” del cerebro, es un neurotransmisor de acción lenta que se asocia con el sueño, el apetito, la energía, el estado de alerta y el estado de ánimo – por nombrar algunos. Tomando el automóvil como ejemplo, si conducimos nuestro carro hasta California a una velocidad de 120 millas por hora (casi 200 km/h), permitiendo que el motor se caliente durante mucho tiempo, es obvio que utilizará más aceite. Mientras continuemos agregándole combustible, seguirá andando. Ahora supongamos que durante nuestro viaje, por cada dos cuartos de aceite que quemamos, sólo reemplazamos un cuarto. Cuando hayamos llegado a California tendremos bastantes cuartos menos y el motor estará, obviamente, recalentado y habrá trabajado forzadamente.

Durante periodos prolongados de mucho estrés, el cerebro quema su aceite, la serotonina, a una velocidad muy alta. Por consiguiente, tanto en la depresión como en el estrés: ¡el cerebro quema mucha más serotonina de la que puede reemplazar! El resultado final, después de muchos meses de estrés severo, es que el cerebro consume la serotonina más rápido de lo que la puede generar o reemplazar. Su nivel neuroquímico de serotonina baja, y usted se deprime.

Usted sabrá que su nivel de serotonina está bajo (y que está deprimido) por los siguientes síntomas:

  • La mayoría de las personas deprimidas se despiertan muy temprano por la mañana, normalmente alrededor de las 4:00 de la mañana (los granjeros quedan excluidos). Como verá, la serotonina controla ciclo del sueño.
  • La concentración y la atención decaen. Los niños o estudiantes deprimidos experimentan una caída en sus calificaciones. Comienza a poner cosas extrañar en el refrigerador (una bola de bolos figura en el expediente de un paciente), olvida para qué fue a la tienda de comestibles y se vuelve muy olvidadizo y disperso en el hogar y en el trabajo.
  • Perderá energía física. Puede dormir diez horas y sentirse igualmente muy cansado. Puede romper a llorar por cualquier cosa y en cualquier momento – mientras conduce por la carretera, mientras lava los platos, mientras está trabajando, etc.
  • También manifiesta una pérdida rápida del interés sexual, el apetito y otros intereses en general. Dejará de atender el teléfono o visitar a sus amigos y familiares y correrá las cortinas.
  • Y lo más peligroso es que la velocidad de su mente aumentará. Su mente funcionará como si trabajara a 200 millas por hora (300 km/h). Con frecuencia, las personas deprimidas suelen decirle a su médico “¡No puedo dejar de pensar!” Desde el primer momento en que se levanta por la mañana, comenzará a pensar. Su mente se volverá en su contra. Buscará en su memoria y recuperará cualquier recuerdo desagradable o negativo que encuentre – si fue víctima de abuso en su niñez, si fracasó en sus relaciones, etc. – cualquier cosa para hacerle sentir mal y, especialmente, culpable. Sus propios pensamientos lo torturarán.
  • Conforme su mente se acelere, el “camión de la basura” llegará. Aunque su cerebro ya lo esté torturando con el pasado, creará o inventará nuevas ideas o pensamientos para torturarlo aún más. En todos los casos de depresión, si la depresión dura mucho tiempo, usted recibirá todo tipo de “pensamiento basura” de su propia mente. Su mente le dirá:
    • eres una carga para tus amigos o tu familia
    • has fracasado o desilusionado a tu familia
    • realmente no le importas a nadie
    • tus hijos serían criados mejor por otra persona
    • tu familia estaría mejor sin ti
    • tu pareja estaría mejor sin ti
    • te está volviendo loco/a y no hay esperanzas
    • sería mejor si no existieras
    • estarías mejor si estuvieras muerto
    • probablemente deberías suicidarte

    Si usted está deprimido – entonces ya conoce al camión de la basura. Es casi imposible explicarle esta parte y la velocidad excesiva de los pensamientos, a alguien que no se haya sentido seriamente deprimido. Si usted no trata su depresión, esta “basura” constante destruirá su confianza en sí mismo por completo. Aunque trate, no podrá controlar esta parte de la depresión.

  • Como parte del “camión de basura”, su mente tratará de hacerle sentir lo más incómodo posible. Se verá inundado por pensamientos violentos (contra usted y contra otras personas), pensará que Dios lo ha condenado o pensará que merece esa enfermedad, por alguna razón. Su basura también le dirá que si busca ayuda profesional (de un médico, psicólogo, psiquiatra, etc.) será confinado para siempre en una institución.
  • Cuando está deprimido, su cerebro comienza a reproducir una “cinta de video” mental de las peores experiencias o los peores temas de su vida. Si está casado/a, todos los días reproducirá una cinta mental de su matrimonio, centrándose solamente en las peores experiencias. Si es joven, de pronto comenzará a preocuparse por su crianza, quién recibió los mejores zapatos deportivos, quién era el hijo preferido, el carro que nunca recibió. Los pensamientos o preocupaciones frecuentes o constantes sobre los problemas del pasado son un signo común de depresión.

En resumen, la depresión es una reacción neuroquímica a un estrés severo y prolongado que puede manifestarse súbitamente, o ir creciendo gradualmente en nosotros, a lo largo de un periodo de tiempo de varios meses. El tratamiento para este oscuro problema es mucho más simple de lo que cree.

All clinical material on this site is peer reviewed by one or more clinical psychologists or other qualified mental health professionals. This specific article was originally published by on and was last reviewed or updated by Dr Greg Mulhauser, Managing Editor on .

Overseen by an international advisory board of distinguished academic faculty and mental health professionals with decades of clinical and research experience in the US, UK and Europe, CounsellingResource.com provides peer-reviewed mental health information you can trust. Our material is not intended as a substitute for direct consultation with a qualified mental health professional. CounsellingResource.com is accredited by the Health on the Net Foundation.

Copyright © 2002-2020. All Rights Reserved.